BLOG
BUSCADOR
NEWSLETTER

Suscribite y mantenete informado sobre temas vinculados a salud

CERTIFICADOS DE NORMAS
 
Somos la única compañía de medicina laboral con doble certificación de normas. Mirá nuestros certificados.

Se realizarán 3600 pruebas gratuitas de Hepatitis C

Hepatitis C

Forma parte de una campaña nacional destinada a detectar la enfermedad en grupos de riesgo y concientizar acerca de su transmisión.

Durante el mes de junio, personal del Instituto Carlos Malbrán y la Asociación Argentina para el Estudio de las Enfermedades del Hígado realizará 3600 pruebas en 29 hospitales de 18 provincias para detectar hepatitis C.

La enfermedad afecta a 400.000 personas en nuestro país, muchas de las cuales no lo saben. Sin embargo, en el 95% de los casos la enfermedad puede curarse. En este caso, la estrategia que seguirá el Instituto Malbrán es la de la “microeliminación”, es decir, no hacer pruebas al azar sino convocar a la población en la que es más probable que haya existido un contagio para detectarla e iniciar un tratamiento.

Los estudios se harán en personas que se encuentran en riesgo estadístico de contraer la enfermedad, es decir:

- Pacientes con HIV/ VIH

- Pacientes con hemofilia

- Pacientes que han recibido un transplante

- Veteranos de guerra

- Pacientes con cirrosis

- Usuarios (actuales o pasados) de drogas inyectables

 

¿Cómo prevenir la hepatitis C?

 La Organización Mundial de la Salud ha propuesto un programa para la erradicación de la enfermedad en el año 2030.

 El contagio es similar a otras enfermedades que se transmiten por la sangre, de manera que es necesario evitar conductas de riesgo:

- Transfusiones de sangre en condiciones seguras y con material descartable.

- No compartir cepillo de dientes, afeitadoras, jeringas o elementos cortantes.

- Realizar tatuajes y piercings en condiciones seguras y con material descartable.

- Usar preservativos en las relaciones sexuales

- Controlando el embarazo, puesto que la madre puede contagiarle la enfermedad al bebé

El progreso de la enfermedad daña severamente el hígado y, con él, la salud del portador; por ello, es fundamental el diagnóstico temprano.